Saltar al contenido

Los mejores tubos de la historia del surf

LOS MEJORES TUBOS SURF

Los tubos más heavies de la historia

Dicen que en el surf no abundan los momentos de éxito apoteósico que tanto gustan en las películas. Es verdad. Pero que no sean frecuentes no quiere decir que no se den. Shaun Tomson no ha olvidado la primera vez que salió de pie del azulísimo vientre de Pipeline. “Te sientes como si hubieras llegado por un instante al otro lado del espejo, de modo que siempre quieres volver”. Y rompientes como Teahupoo, Cloudbreak, Jaws, Mavericks o Nazaré han dado a este deporte momentos realmente inolvidables: hazañas que empujan el surf hacia delante con el último y más salvaje paseo en tubo.

cloudbreak ramon navarro
Cloudbreak

POR GUILLERMO GATSBY

Sí, el tubo, o barrel, como también se le llama, es el Santo Grial del surf, la experiencia definitiva. Por supuesto, no todo el mundo puede marcarse un tubo en Jaws o Teahupoo. Y siendo realistas, no todo el mundo quiere hacerlo. Sin embargo – gracias a internet, por ejemplo –, todos podemos viajar a esos y otros lugares míticos. Y ver cuando alguien escribe en el agua uno de esos momentos estelares que marcan un antes y un después en la historia del surf.

Dicho esto, ahí va nuestra lista de los tubos más salvajes que se han visto en los últimos años. Sobra decir, que se trata de una lista totalmente subjetiva. Razón por la cual sólo incluimos olas de remo; el remolque, no cuenta.

  • 1. Ian Walsh, Jaws

A pesar de que tenga la reputación de ser la hermana pequeña de Oahu, Maui es el hogar de una de las olas más increíbles y malvadas del planeta: Peahi, también conocida como Jaws.

Shane Dorian ya nos había enseñado las maravillas de Jaws. Pero la ola que cabalgó Ian Walsh en el Peahi Challenge 2017/2018 pertenecía a otra galaxia. Aquello era un verdadero edificio de agua. Y el tubo que se marcó el surfista de Maui, una proeza que desafía la realidad. Los jueces le dieron un 10 porque la escala no permite puntuaciones más altas.

“Estoy honrado”, dijo Walsh. “Han sido unos días increíbles. Muy desafiantes. Cada serie empujaba el surf de olas grandes a otro nivel”.

jaws ian walsh
Ian Walsh, Jaws
  • 2. Ramón Navarro, Cloudbreak

Cloudbreak es el gigantesco campo de juegos que sirve de sede anual del Volcom Fiji Pro. Aglutinador de los mayores olajes que el océano Pacífico es capaz de arrojar, Cloudbreak es una rompiente tremendamente agresiva cuando alcanza un gran tamaño.

El swell de Cloudbreak de los días 26 y 27 de mayo del 2018 pasará, precisamente, a la historia como en su día lo hizo el Código Rojo de 2012. Y con él, la monumental ola que llegó a cabalgar el chileno Ramón Navarro.

Ramón Navarro: “Es un sueño. Uno siempre espera tener la mejor ola del día y en Fiji es la segunda vez que me pasa”

Ramón Navarro ya había protagonizado momentos realmente épicos en Fiji, concretamente en 2012. Pero ninguno de sus anteriores paseos en tubo puede compararse con el de 2018. Kelly Slater, que compartió olas con el chileno aquellos días, comentaría: “Esto es como cuando se llegó a la luna: mañana muchos dirán que nunca ocurrió.” Y Natxo González, que no creía lo que habían visto sus ojos, escribió:

“Cada vez que viajo a por un swell, siempre digo que vi las olas más heavies de mi vida. Pero esta vez es de verdad (…) Fue un día largo y muy difícil de remar, ya que hubo pocos momentos en los que estuvo bien el viento. La mayor parte del día estuve en el barco, esperando mi momento. Y justo cuando salté al agua pasó esto… Ramón Navarro cogió la ola más heavy de la historia. Me dejé la voz gritando”.

  • 3. Nic Von Rupp, Mavericks

La niebla. La distancia que separa el point-break de la costa. Las aguas gélidas, oscuras. Las rocas y arrecifes que duermen bajo la superficie. El aspecto brutal que adquiere al levantarse… Todo ello da a la bestia del norte de California, Mavericks, un carácter único, de proporciones tan perfectas como asesinas.

Muchos la ven como la ola grande de mayor calidad que existe en el mundo. También como una de las más peligrosas. Mavericks se ha cobrado la vida de algunos de los más respetados surfistas de olas gigantes. Y provoca auténtico pavor entre todos aquellos que se atreven o se han atrevido a cabalgarla. No es el caso del portugués Nic Von Rupp, que el año pasado confesó: “El camino a Mavs es lo único en lo que puedo pensar”.

Sí, cabalgar Maverick´s son palabras mayores. Y más aún si hablamos de la izquierda, mucho más pesada y hueca que la derecha. Nic Von Rupp lo hizo el diciembre pasado con tal perfección que consiguió fijar el estándar para los próximos veinte, treinta años.

  • 4. Laurie Towner, Shipsterns Bluff

Tasmania es una de las últimas fronteras del surf. Conocida por su aire puro y por sus impresionantes paisajes selváticos, Tasmania es también célebre por ser el hogar de una de las olas más suicidas del mundo: Shipsterns Bluff.

Laurie Towner, Shipsterns Bluff
Laurie Towner, Shipsterns Bluff 2006

Hoy la infame ola de Tasmania es uno de los escenarios más peligrosos y emocionantes del surf . Pero a comienzos de siglo las cosas eran muy distintas. La gente conocía su potencial, cierto. Y también lo aterradora que podía ser. Pero nadie había explorado sus límites remando. Todo eso cambió en 2006, cuando el joven australiano Laurie Towner pilló una ola superlativa en las narices de Andy Irons y Joel Parkinson. El resultado, una ola de 12 pies y el tubo más espectacular que se ha visto en Shispterns.

Laurie Towner ha hecho casi todo lo que un espíritu libre puede hacer en olas pesadas. Y todo antes de los veintisiete años. Por eso no se explica que Billabong lo dejara en la estacada en 2014

Shipsterns February 2006. What a day to remember. from Laurie Towner on Vimeo.

  • 5. Natxo González, Nazaré

Nazaré es el Coliseo del surf XXL, el pistoletazo de salida del Big Wave Tour. Una ola kamikaze, y también polémica, ya que no pocos surfistas comparten la opinión de Jamie Mitchell: “No la surfeas, te surfea ella”. Claro, que eso lo dijo Mitchell antes de la prueba, realmente épica, del año pasado, que nos dejó el primer 10 en la historia de Nazaré, a cargo de Natxo González.

El de Plentzia es, en efecto, el único surfista que ha conseguido arrebatar un diez a los jueces del Nazaré Challenge. Fue en la segunda semifinal del año pasado. Fue una ola de locos: take of, la gente grita, tubo profundo, la gente deja de gritar pensando que no va a salir, ¡sale!, alegría y asombro unánimes.

natxo gonzalez nazare
Natxo Gonzalez el primer 10 en la historia del Nazare Challenge

La hazaña dio a Natxo el pase a la final y la clasificación para la gira de este año. El pionero de Nazaré, Garret McNamara, dijo después que era lo más grande que había visto en Praia Norte. No mentía. Con su actuación, el de Plentzia mostró al mundo el potencial de rendimiento que puede ofrecer Nazaré. Y estuvo a punto de ganar el premio Ride of de the Year en los Big Wave Awards, que finalmente se llevó Grant Twiggy Baker por un estratosférico paseo en tubo en Jaws.

  • 6. Nathan Florence, Teahupoo

Con razón lleva el nombre de un sanguinario rey de Tahití. Teahupoo es una izquierda pesada y hueca que rompe con gran virulencia sobre una barrera de coral afiladísima y poco profunda. Una erupción de realismo mágico.

Muchos son los momentos históricos que nos ha regalado esta ola aterradora. Todos recordamos el mítico paseo en tubo de Andy Irons en 2005. Y sin duda, nadie ha olvidado el Código Rojo del año 2011 y aquella inmensa carrera de Nathan Fletcher cabalgando la ola más aterradora jamás vista en Tahití. Una carrera que le valió el premio XXL Ride of the Year.

Oníricas, cargadas de energía eléctrica. Así son las sesiones en este rincón perdido de la Polinesia francesa. Y eso es así porque Teahupoo es un potentísimo tubo de principio a fin, lo que hace que cada ola esté impregnada de la excepcionalidad de una ocasión única en la vida.

Pero, en mi opinión, la palma de Teahupoo se la lleva Nathan Florence, escapando de lo que muchos consideran el mejor tubo jamás hecho. Nathan es uno de los dos hermanos John John Florence. Sin embargo, hace ya tiempo que reclama su lugar propio en la escena del surf.

Nathan Florence, Teahupoo
Nathan Florence, Teahupoo

El tubo más largo del mundo

El tubo mas largo del mundo surf es para Cory Lopez en Skeleton Bay. 50 segundos de perfección absoluta.

En algún lugar de la Costa de Namibia y rodeada de desierto se encuentra la famosa ola de Skeleton Bay. Una de las olas más largas del mundo, que fue descubierta al mundo en 2008, tras un concurso de Surfing Magazine de búsqueda de olas en Google Earth. Aún nos parece increíble que esta ola no saliera en ningún mapa de surf hace 10 años. Fue Cory López quien la dio a conocer al mundo tras entubarla durante 50 segundos. Tras su descubrimiento comenzó su masificación.

Rompe sobre fondo de arena y además de formar uno de los tubos más largos, rápidos y potentes sobre este fondo, está considerada como una de las mejores olas del mundo.

Llegar al spot es toda una hazaña. Pero sin duda merece la pena. Si no que se lo digan a Koa Smith al que en el siguiente vídeo le vemos hacerse otro de los tubos más largos de la historia.

 

Aquí os dejamos nuestra selección de mejores tablas de surf para surfear este tipo de olas. Recuerda que en SINGLE QUIVER disponemos de una amplia gama de material técnico para que disfrutes al máximo del surf y del surfskate. No olvides visitar nuestra sección de tablas de surf en stock Y si tienes alguna duda, escríbenos o llámanos. Estaremos encantados de poder ayudarte en la compra de tu primera tabla de surf.

Además te damos la oportunidad de FINANCIAR tus compras hasta en 12 meses y te la ENVIAMOS TUS QUILLAS GRATIS a casa.

Si te gustó este artículo puedes compartirlo, darle a like o  subscribirte a nuestro Boletín de Noticias.  No dejes de visitar nuestra sección de Leyendas del Surf.  Donde os hablamos de los mejores surfistas de la historia del surf.

Síguenos en Youtube

https://www.youtube.com/c/EnelpicoSingleQuiver

Síguenos en Facebook:

https://www.facebook.com/enelpico/

Síguenos en Instagram:

https://www.instagram.com/singlequiver_enelpico/

Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias ➔ ¡AQUÍ!